Entrevistas

Documental será exhibido en el último día del FAM

Foto: Eduardo Lopes
Foto: Eduardo Lopes

Lícia Brancher es productora ejecutiva en la Contraponto Multimeios y dirigió el documental “As quatro estações”, obra que cuenta la historia de un chico que vive en el campo, conectado al mundo moderno y a la naturaleza, Luiz Roberto de 13 años enseña el equilibrio de las cosas esenciales.

El documental será exhibido martes, día 01 de septiembre en la sesión de las 9h, 14h y
15h en el Cine Shoe Beiramar.

FAM - Cuales son las motivaciones que te llevaron a tener esa idea para el documental? Cuales fueron las dificultades y las facilidades de esa producción?

Lícia Brancher - La niñez en el medio rural es poco mostrada en las producciones audiovisuales brasileñas. Siempre me interesó el audiovisual como una ventana para los mundos diversos, las diversas realidades, vidas y culturas. Possibilitar que los demás niños y niñas conozcan la vida de un chico que vive en el campo y también proporcionar a aquellos que viven en ese lugar, en propriedades familiares y en los pequeños municipios del interior, a verense en la pantalla, buscar a esas identificaciones y también descubrimientos, fue tal vez mi motivación más grande.

La dificultad más grande fue obtener los recursos en tiempo de hacer el documental sobre ese chico - y solo fue posible por medio del Premio Catarinense de Cine, nuestro más grande incentivo a la producción audiovisual en el Estado. Este proyecto nació algunos años antes de ser grabado, al menos unos 4 años, y se tardase un año más, ya no sería la misma propuesta, el chico dejaría de ser chico, ahí ya sería otra historia. Ya las facilidades, en primer lugar, formar un equipo afinada y sensible a la propuesta de la producción del documental, o sea, “entrar” en la vida de esa familia y de ese chico, se integrando a su rutina y a la vida en el campo. El equipo tiene que vivir eso en conjunto, y crear una buena onda entre las personas y el medio ambiente, eso es fundamental para que el trabajo fluya. En segundo, y tan importante cuanto, fue la receptividad del Luiz Roberto y de su familia, que nos acogieron en su casa y nos permitieron registrar a su vida y labor.

FAM - La historia cita la vida del protagonista que aunque conectado con la modernidad también está ligado a la naturaleza que muda a cada estación. Por qué la elección de ese título?

Lícia Brancher - La vida en el medio rural es demarcada por las estaciones. Los que producen alimentos, quienes viven de la agricultura, depende del sol, de la lluvia, del frío, del calor… Cada estación tiene un cultivo distinto, una producción ligada a aquella época del año. Especialmente aquí en la región Sur, en que cuatro estaciones son bien demarcadas. Entonces, la idea fue registrar el pasaje del tiempo en la propiedad y en las mudanzas en la rutina de Luiz Roberto, era una forma también de acompañarlo en un periodo de tiempo más largo, distribuido al lungo del año. Un año es muy significativo y trae muchas mudanza, cuando somos niños.

FAM - Cual es el impacto que esperas que ese documental genere en las personas
que lo vean?

Lícia Brancher - Espero que las personas vean la riqueza del medio rural, de la agricultura familiar que produce el alimento que llega a nuestra mesa. La familia del Luiz Roberto produce de forma agroecológica, ellos no ocupan ningún tipo de agrotóxico ni de fertilizante químico, y tiene una relación muy especial con la tierra y con la naturaleza. La relación entre ellos, toda su familia, es algo que llama a la atención también. Diferente de la ciudad, en la agricultura familiar, las personas conviven más entre ellas, pues su casa, la propiedad, y, por lo tanto, el trabajo, en muchas ocasiones - como en el documental - están en el mismo lugar. Entonces padres y hijos, hermanos, todos se envuelven en las actividades de la propiedad, eso es algo ajeno de muchas familias del medio urbano.

FAM - En qué momento surgió la oportunidad y la voluntad de dirigir el documental?

Lícia Brancher - Yo siempre tuve la proximidad con esa temática, conozco a la región de las Encostas da Serra Geral hace muchos años, ya realizamos otras películas y proyectos allá, inclusive un documental sobre la producción de alimentos orgánicos en el país, titulado Brasil Orgânico, y que fue uno de los primeros documentales a tratar de ese tema de forma integral, hace 7 años. Tengo interés por las personas y sus historias, por los contextos diversos de cada uno, y tengo una conexión especial con el universo infantil, un niño o niña siempre explica y entiende el mundo de mejor manera.

FAM - Cómo fueron elegidos los actores que participaron del documental?

Lícia Brancher - El documental y partió con Luiz Roberto como protagonista. Él siempre fue un niño muy especial, un chico expresivo y con un protagonismo en la vida mismo. Los otros niños son los que más hacen parte de su vida, vecinos de la propiedad y que conviven en el día a día, en los juegos y en la escuela.

FAM - Es su primera vez participando del FAM? Cual piensas que es la importancia del evento?

Lícia Brancher - Hace muchos años que hago parte del FAM, como productora de diversas películas que fueron exhibidas, grande parte de nuestra producción pasó por el festival, lo que nos orgulla mucho. También ya hice parte del jurí del FAM, en la categoría de documentales, una experiencia muy rica: asistir, reflexionar y debatir las películas con los colegas del júri. Es una oportunidad de ampliar la propia mirada y ver a partir de la perspectiva del otro.

Para mí ese es un evento fundamental para la cultura y el cine catarinense. El FAM trae al público la posibilidad de acceso a las diversas cinematografías y a las producciones catarinense, brasileña y latinoamericana. Un festival de cine que llega a sus 23 años lleva consigo la fuerza de haber aportado a la formación audiovisual de muchas personas - y eso, por sí solo, es motivo de respeto y reconocimiento al FAM.

El 23º Florianópolis Audiovisual Mercosur tuvo el auspicio del Banco Regional del Desarrollo del Extremo Sur - BRDE, Fundo Setorial del Audiovisual - FSA, Agencia Nacional del Cine - Ancine, con realización de la Asociación Cultural Panvision, Muringa Producciones Audiovisuales, Secretaría Especial de la Cultura, Ministério de la Ciudadania, Pátria Amada Brasil, Gobierno Federal.




Parceiros